ASEICA ve “luces y sombras” en el Plan de choque anunciado por el Gobierno

Se recogen reivindicaciones históricas de ASEICA como apostar por la medicina personalizada y genómica, los ensayos clínicos iniciados por investigadores y las terapias personalizadas. No obstante, la financiación es todavía poco realista para la implementación óptima de estas políticas

 Madrid, 10 de julio de 2020.- La Asociación Española de Investigación sobre el Cáncer (ASEICA) ha señalado que “se aprecia al menos que, por fin, el Gobierno reconozca el problema existente que afecta a nuestro sistema investigador.  Esperemos que esto marque por fin un cambio de tendencia que se materialicen en medidas tangibles y sostenidas en el tiempo”.

El presidente de ASEICA, Xosé Bustelo, se ha referido así al plan de choque para la ciencia y la innovación presentado ayer jueves por el Gobierno. “Es un plan en el que se aprecian zonas de luces y sombras, con aspectos poco claros que queda por ver cómo se materializarán”.

En cuanto a las luces, se recogen reivindicaciones históricas de ASEICA como apostar por la medicina personalizada y genómica, los ensayos clínicos iniciados por investigadores y las terapias personalizadas. “Aunque la financiación es todavía poco realista para la implementación óptima de estas políticas, al menos es un paso en la dirección correcta”, señala Bustelo.

También se recoge la reivindicación histórica de ASEICA de invertir en la captación de talento (español y extranjero). El aumento de las partidas en este punto, cercano al 30%, es muy positivo. “También vemos como positivo que se invierta en infraestructuras caducas del ISCIII, INIA y otros centros”, resalta Xosé Bustelo.

ASEICA manifiesta su decepción por las medidas dirigidas a la financiación de los grupos de investigación. “Seguimos perdiendo un tiempo precioso en recuperar la capacidad competitiva del sistema. Mejoramos, sí, pero seguimos con un atraso de 10 años”, lamenta Xosé Bustelo

No obstante, el Plan cuenta con muchas sombras. En este sentido, ASEICA manifiesta su decepción por las medidas dirigidas a la financiación de los grupos de investigación, “muy por debajo de nuestras demandas previas”, según el presidente. El hecho de que el propio documento indique que con esas medidas se alcanza la financiación de los años 2010-2011 enfatiza la timidez de estas medidas anunciadas.

“Seguimos perdiendo un tiempo precioso en recuperar la capacidad competitiva del sistema. Mejoramos, sí, pero seguimos con un atraso de 10 años. Los 50 millones dedicados a esto para la AEI y el ISCIII quedan muy lejos de lo necesario para dar un cambio significativo a nuestro sistema”, asegura Bustelo.

Tampoco se recoge ninguna medida para paliar los efectos negativos del cambio del calendario de proyectos de la Agencia Estatal de Investigación (AEI). “Curiosamente, ese problema sí se reconoce en el caso de los programas Severo Ochoa y Maria de Maeztu.  Sin estas medidas, el aumento de la financiación anunciada (14% cada año) quedará eliminada por la pérdida de financiación de 8 meses causada por el calendario antedicho”, lamenta el doctor Bustelo.

“No se indica nada sobre cambios organizacionales y de autonomía de la AEI  (ej., presupuestos plurianuales). Reconocemos, sin embargo, que quizá esta no sea la iniciativa adecuada para materializar esos cambios que han sido demandados desde ASEICA desde hace tiempo”, según el presidente de ASEICA.

Para ASEICA, el Plan continua con vicios previos: partidas destinadas a créditos y otras que probablemente sean financiaciones encubiertas a empresas (automoción y aeronáutica).

Además, la Asociación recalca que se sigue con la política de “hoy no, mañana mejor”, apostando por una financiación del programa de recuperación europea que ni están definidos en cuantía económica ni de objetivos para mejorar la situación próximamente.

En este sentido, los investigadores en cáncer indican que se han anunciado medidas legislativas sobre política de personal científico que habrá que ver cómo se materializan. También se habla de establecer modelos de “tenure track”. “Estos ya existían en España antes (Ramón y Cajal, Miguel Servet). Habrá que ver cómo se materializan. En nuestra opinión, quedarían cojas si no se acompañan de “start up” packages para que puedan iniciar sus grupos de investigación sin trabas económicas”, según Bustelo.

En definitiva, se va “en la dirección correcta, aunque con una mezcla de medidas acertadas, otras poco definidas todavía y algunas decepcionantes. Tendremos que seguir trabajando para conseguir las soluciones que necesitamos en un futuro próximo”, concluye el presidente de ASEICA.

Consulta el Plan de Choque para la Ciencia y la Innovación aquí