El pasado día 27 de septiembre se celebró en Madrid el simposio “A Celebration of Molecular Oncology”. Bajo este título críptico se ocultaba realmente un homenaje a la trayectoria profesional del Dr. Mariano Barbacid. Fue un encuentro entrañable en el que se reunieron todas las generaciones de científicos que han trabajado, y trabajan, con este destacado miembro de ASEICA.

Durante el Simposio se rememoraron anécdotas, el trabajo realizado por cada uno de los asistentes con el Dr. Barbacid y las líneas de investigación que surgieron tras dichos trabajos. Allí se habló de oncogenes RAS, TRK, VAV y HECT, de dogmas rotos sobre cómo se regula el ciclo celular en células de mamífero, de RASopatías y de nuevos abordajes genéticos que están dando pistas acerca de cómo abordar terapéuticamente tumores KRAS positivos en un futuro próximo. También se rememoraron otros aspectos destacables de la trayectoria científica del Dr. Barbacid, como son todos los relacionados con la fundación y posterior consolidación del CNIO como un centro de investigación de referencia en cáncer a nivel internacional.

Junto con los organizadores (Mónica López-Barahona, Marcos Malumbres, Marta Puyol y Eugenio Santos), el Simposio reunió a “clásicos” de su laboratorio como Shula Katzav, Dionisio Martín-Zanca, Simoneta Pulciani, Prem Reddy, Sara Sukumar o Helmut Zarlb. También participaron investigadores ligados de una forma u otra a su trayectoria científica a lo largo de estos años como Stuart Aaronson, Carlos Cordon-Cardo, Mariano Esteban y Manuel Perucho. Y un largo elenco de muchos más investigadores que me ahorro enumerar.

Es curioso que, cuando mencionaba que iba a asistir a dicha reunión, todo el mundo me preguntaba si esta era debida a que el Dr. Barbacid se iba a retirar. Sin embargo, aquellos que conocemos al Dr. Barbacid sabemos que el verbo “retirar” es uno de los pocos que no sabe conjugar adecuadamente ni en inglés ni en castellano. De hecho, nos citó para dentro de diez años para ver en qué acaban sus investigaciones recientes. iAllí nos veremos!

Desde ASEICA, que reconoció la trayectoria científica del Dr. Barbacid con uno de sus premios más señalados hace tres años, nos sumamos a este homenaje.

 

Xosé R. Bustelo, presidente de ASEICA.